Y Llego la Revolución…

0
23

Desde pequeño he sido asiduo a revistas del mundo del ocio electrónico y sus derivados. Las montañas de papel se han acumulado en los rincones de mi cuarto durante años y a la vez me mantenía informado de un mundo que siempre me ha llamado, desde muy temprana edad (mi primera consola fue la grandiosa Atari 2600), ya fuera por amigos, primos o por mi mismo. Por aquellos entonces soñaba con algún día trabajar para una revista, probar juegos, hacer análisis y poder estar al tanto en primera línea de guerra, hablando con las compañías, enterándome de información antes que nadie, proyectos, secretos y rumores… Todo eso que tiene que hacer una especie de redactor que trabaja en un revista de este tipo. Yo era feliz pensando que algun dia trabajaria para una revista de ese tipo, dulce inocencia…

La primera que compre hace muchísimos años fue una Nintendo Accion, cuando eran los buenos tiempos de Super Nintendo (SNES), cuando esta revista era un punto de encuentro para todas aquellas personas que tenían dicha consola, o la portátil GameBoy, la tocha primera y clásica. Por aquellos entonces era una revista con dos dedos de frente, nos mantenía informados de las últimas novedades del sector en lo que ha consolas Nintendo se refiere. Las portadas eran a cada cual mejores, de esas que podian hacer que una persona que no sabe de videojuegos se parara en el quiosco a curiosearla. Esta revista fue evolucionando, fue cambiando. Fue absorbida, comprada o como queráis llamarlo. La época de SNES pasó, llego la N64 y comenzó su declive. ¿Hacia donde?… hacia Pokemon. El 95 % de las portadas comenzaron a ser sobre este juego y sus derivados, dejaban de lado a sagas mas adultas que salían en la consola mayor para centrar en portátil (ya fuera N64 o GameCube). El idioma de la misma cambio y comenzó a utilizar palabras como ‘guay’, ‘chachi’ y todos sus sinonimos. Comenzó así lo que es el declive de Nintendo Acción que dura hasta nuestro días… Todo un despropósito. Normal que las personas que no conocen nada de este mundo (o también llamados ‘casuals’), tengan la idea (infundida, eso si) de que ‘Nintendo es para niños’.

Pero por aquella misma época teníamos una alternativa y esa era HobbyConsolas. Totalmente independiente, hablando de todas las posibilidades, con un buen idioma con el que conectar con los lectores… vamos lo que en principio parecía la revista perfecta e independiente sobre videojuegos. Y lo fue, claro que lo fue, durante mucho tiempo, muchos años que se mantuvo firme, informando sobre todos a partes por iguale, analizando correctamente, siendo independientes como rezan en las primeras paginas de la misma.

Pero llego la era PSX y todo cambio. La revista comenzó a oler a subjetividad. Ya no era tan independiente, ya que misteriosamente se iban decantando hacia un sistema en concreto. Juegos multiplataforma desaparecían para quedarse en un ‘juego exclusivo de la plataforma dominante’. La publicidad comenzó a ser engañosa y los análisis mediocres. Juegos casi sin terminar, con bugs y con controles infumables comenzaron a llevarse notas de 96 por ser sagas conocidas(vease Tomb Raider: El Angel de la Oscuridad). Y yo siempre pensaba lo mismo… ‘joder si eres independiente, habla de todas por igual, aunque no sean las más vendidas, si te quieres dedicar a un sistema, haz un revista para ese sistema‘…

Pero que va, la mejor solución fue dejar de comprarla, solo sacaban portadas que interesaban, con toques adultos y con el nombre de ‘PlayStation‘ por delante. Cuando grandes sagas volvían en consolas que no fueran la ‘de moda’ ni siquiera existian, un pequeño reportaje de 2 paginas y listo, pero cuando esa misma saga meses o incluso años después volvía a la negra de Sony, entonces si que había portada de por medio. Ejemplo practico, Resident Evil 4. Luego te enteras que efectivamente, la publicidad y los maletines mueven este tipo de revistas, que los que están detrás, son totalmente subjetivos, y que la revista de independiente tiene poco. Pero claro eso solo lo sabes cuando comienzas a moverte en este mundillo, si eres un lector más… ni te enteras. Ha dia de hoy las tornas a cambiado, la consola de moda es la flamente Wii, el producto de las navidades, y como no HobbyConsolas cambiada nuevamente de bando. Cosa que me parece igual de patetica.

Hubo un tiempo donde varias revistas intentaron hacerse un hueco. Una de ellas fue la ya difunta ScreenFun, bastante desahogada y de la cual no me salte ningún número. Guías, trucos, análisis en condiciones, con todas las opciones disponibles, un aspecto grafico muy desenfadado y original. Un soplo de aire fresco para todas aquellas personas que empezábamos a cansarnos de una sola opción. Pero el mercado la absorbió y tuvo que dejar de publicarse. Una pena, por que en otros países en una revista bastante reconocida. En la línea de nuevas publicaciones, podemos encontrar EDGE, que ha salido hace relativamente poco y de la cual hay bastante esperanzas de objetividad. Un reportaje donde comparan directamente PS3 y Wii, con fotos de las don consolas juntas, luchando por el triunfo, y el cual me ha parecido bastante interesante, portadas originales y adultas, tanto para Sony, Microsft y Nintendo. Las sagas son tratadas como lo que son, sagas clasicas que sacan nuevas entregas. Esta revista se ha llevado algún que otro punto personalmente hablando, aunque no esta libre de toda culpa. Ya veremos como va avanzando en sucesivos meses. Y para terminar con revistas… otra recordada y olvidada por mucho es SuperJuegos, de la cual mejor que no hable. Otra publicación que comenzó muy bien, pero que se choco de bruces con el mercado kiosquero.

Y es que siguiendo con mi propia frase, aquella de que si querías hablar solo de un sistema te hicieras una revista, un día por aburrimiento me cree un blog. Uno donde hablaba de un sistema en concreto, donde podía dar mi opinión sobre este y otros temas, pero informando del proyecto que por entonces se llamaba Revolution. Por mis manos han pasado toda clase de consolas, de todos los formatos y de todas las compañías, pero una en concreto siempre ha sabido darme un poco mas que las demás, y como no me gusta tomar el pelo a la gente como lo hacían las demás revistas, opte por seguir mi propio consejo y hablar solode una plataforma, la quemas interés despertaba en mi.

Y poco a poco mi proyecto fue tomando forma, al principio yo solo era para pasar el rato, no tenia ninguna pretensión ni ninguna afan de superación… Pero por casualidades del destino, parece que todo salio mejor de lo que yo nunca pense y hoy en día tenemos nuestro propio hueco en lo que es internet, en lo son los magacines online y sin necesidad de sumas de dinero, ni favoritismos. El blog se conviertio en web, la web en revista online y esa en comunidad. Conseguí todo aquello que cuando empecé quería. Trabajar en exclusiva, con información antes que nadie, analizando juegos, compartiendo información con las empresas, haciéndonos un hueco donde antes no había nadie… y sobre todo siendo objetivos. Así es como nacio Revogamers. Muchas veces me lo han preguntado y nunca había tenido la oportunidad de explicarme tranquilamente y que ello no supusiera un largo texto que medir en la web principal. Y es que cada vez que me paro a pensarlo friamente, me vuelvo a sentir como un niño que ha hecho realidad uno de sus sueños, esos que a los demas no le importan, pero que para ti son grandes logros.

Y es que ha día de hoy estoy muy orgullosos de donde hemos llegado, estoy orgullosos de dejarme los ojos viendo código y diseño cada vez que hay que hacer algo, orgullosos de pelearme mil veces con nuestro servidor, por que somos una web demasiado potente, y con demasiadas visitas, por los viajes y las horas de tren, orgulloso de mi trabajo y del de mis compañeros, de todo lo que hemos conseguido, de las más de 2000 personas que comparten nuestro trabajo, que lo leen y opinan todos los dias, de que hayamos llegado hasta Nintendo Japon, sin contar con todas las desarrolladoras con las que tenemos contacto directo.

Muchos nos siguen juzgando como simples aficionados, fanáticos y mil adjetivos mas, pero eso es lo que mas me enorgullece. El no ser indiferente, el que se hable de nosotros para bien o para mal, el que en el fondo seguimos siendo las mismas personas que cuando empezamos, seguimos siendo unos aficionados que comparten una pasión y que hacen mejor su trabajo que aquellos que se hacen llamar ‘profesionales’ y que se venden a la primera de cambio. Ha supuesto mucho trabajo, y lo sigue suponiendo, pero después de que todo haya pasado, de que el proyecto este en la calle con un nuevo nombre, de que todos estemos disfrutando de ello… después de todo ha merecido la pena con creces.

Y es que esto va por todos los que la hacéis posible día a día, por todos los que nos habéis apoyado en los momentos de crisis, por los que ya os considerais parte de la familia RG y por todos los que aportáis vuestro granito de arena. Gracias por hacer realidad el sueño del niño pequeño que un día fui…

suscribete 1